lunes, 14 de diciembre de 2009

tengo los pies marchitos

un lunar debajo del ombligo, y un amor platónico al que por las tardes observo

No hay comentarios:

Publicar un comentario